Evolución para crecer cerca del río


La intervención pública en la costanera de este partido genera expectativas y posibilidades de inversión.

Por José Luis Cieri  | LA NACION

Uno de los paradigmas europeos precisa que las ciudades que están diseñadas cerca de una cuenca de agua deben aprovechar esta ventaja para tratar que el urbanismo y los espacios se integren lo más cerca para conectarse con lo natural en busca de privilegiar la calidad de vida de los que habitan el lugar.

Para asociarse con esta regla que también apunta a lo edilicio y con la intención de generar las condiciones necesarias para que las inversiones refuncionalicen la zona, en Zárate, la primera parte del nuevo máster plan de la Costanera es una realidad.

La ejecución dio sus primeros pasos en 2008 con las presentaciones y reglamentaciones, y a la fecha ya hay invertido en obras de tablestacado (defensa costera), senderos, bicisendas, veredas, mobiliario urbano, pavimento e iluminación más de 95 millones de pesos. Osvaldo Cáffaro, intendente del partido de Zárate, precisó: "En una primera etapa se sancionó la ordenanza que dio lugar a la zona de un claro modelo de colaboración público-privado con el recupero de plusvalías urbanísticas generadas por el proceso urbanizador y una readecuación institucional para abordar la gestión".

Luego se profundizó el proyecto con la ejecución de diferentes estudios (agrimensura, de patrimonio, hidráulico y estratégico ambiental) que otorgaron las bases para la modificación del Código de Planeamiento. La ordenanza fue sancionada a fines de 2013 y no sólo amplía la zona urbana, sino también los nuevos indicadores y usos ad referéndum de los convenios urbanísticos. "En febrero de 2015, el gobernador firmó el decreto 71/15 homologando dicha ordenanza que aprueba la nueva normativa urbanística y modifica el Código de Planeamiento", amplió.

Por su parte, Pablo Giménez,secretario de obras y servicios públicos del municipio, explicó: "Estamos satisfechos con la respuesta de la gente que viene y ya disfruta de la Costanera como paseo, punto de encuentro o para ir a realizar actividades físicas, como correr o andar en bicicleta. Comprendimos que había que estar integrados al río Paraná de las Palmas y pensar una ciudad asociada con lo natural y el paisaje".

Se calcula que por fin de semana llegan a esta área verde con vista al río y las islas (que tienen el puente Zárate-Brazo Largo como testigo del avance) entre 15.000 y 30.000 personas, de las cuales gran parte son no oriundos de la ciudad. "Esto nos posiciona y nos obliga a estar atentos a los detalles y los servicios, por eso confiamos en que la inversión privada también lo aprobará y en un par de años, seguramente la oferta de viviendas y marcas será amplia", destacó Cáffaro.

También está próximo por inaugurarse un edificio de oficinas que tal vez ocupe el área de turismo local sobre la Costanera. Con diseño moderno y fachada vidriada.

ATRAER LA INVERSIÓN PRIVADA

Otro de los desafíos y con una economía más dinámica es que el sector privado invierta y acompañe el cambio que sufrió para mejor la zona costera de esta ciudad del norte bonaerense. Ya confió en el lugar y dio sus primeros pasos de desarrollo el complejo de uso mixto (vivienda, locales, oficinas, espacios públicos, entre otros) de Zárate Chico que ocupa el predio y parte de la estructura donde funcionó el ex frigorífico Smithfield.

A su vez se aspira a solidificar el espacio de casi 5 hectáreas donde aún opera un sector de la planta papelera de Witcel. "Allí hay varias construcciones que pueden conservarse, y a su vez hay superficies libres que podrían atraer inversiones para lo gastronómico, lo comercial, cines, áreas de esparcimiento, vivienda, entre otros", precisó Cáffaro.

"Sabemos del potencial que experimentaron otras ciudades y áreas que se recuperaron, por ejemplo, la del Puerto Norte, en Rosario, y aquí proponemos e invitamos a que se desarrolle el lugar en forma semejante", agregó Giménez.

En breve se culminarán las obras de un centro comercial cerca de la Prefectura, que incluye 30 locales (para gastronomía, artesanía, diseño e indumentaria, entre otros), y el recuperado edificio donde funcionó la Aduana se destinará para eventos locales y municipales, también con eje en el tango, ya que Zárate es la capital provincial del 2x4.


‹ Volver a Prensa